Políticos polacos dudan de la identidad sexual de Winnie the Pooh

Polonia Winnie the Pooh

Las autoridades de Tuszyn, una localidad del centro de Polonia, han decidido vetar al osito Winnie the Pooh, objetando la utilización debido a que consideran que es un mal ejemplo para los niños por su dudosa sexualidad. La polémica en Tuszyn comenzó hace pocas semanas cuando un miembro del concejo local propuso bautizar con el nombre de “Winnie the Pooh” (“Kubus Puchatek”, en polaco) a una zona infantil de juegos, una iniciativa que se vio bloqueada por la oposición de varios concejales, incluido el propio alcalde de la localidad.

El debate se tornó completamente bizarro por parte de algunos miembros del concejo, como el concejal Ryszard Cichy, quien alegó que la propuesta no podía siquiera considerarse porque “el oso no tiene ni siquiera un vestuario completo. Siempre está medio desnudo, lo que es totalmente inapropiado para los niños”.

Otros personajes, como la concejal Hanna Jachimska, señaló que lo más complicado de este personaje es su falta de identidad sexual, algo de lo que responsabilizó su creador, Alan Alexander Milne. “Esto es muy preocupante, pero ya se podrán imaginar. El autor tenía más de 60 años y cortó los testículos del dibujo porque tenía un problema con su identidad”, indicó Jachimska. La insólita discusión salió a la luz gracias a que otro miembro del concejo decidió grabarla y luego filtrarla a los medios locales, donde hicieron eco de la noticia que luego dio la vuelta al mundo en pocas horas.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *