ULTRACATOLICOS boicotean ultimo informe de la ONU sobre Derechos Humanos

El ultimo informe presentado por la ONU sobre Derechos Humanos abordo temas sobre sobre la violencia contra la comunidad homosexual y los derechos que les corresponden como individuos, esta postura del organismo internacional desato una una reaccion en cadena de los diversos movimientos ultracatólicos que en un delirio colectivo lo han considerado como parte de un proyecto para instaurar la homosexualidad y reconocer los matrimonios del mismo sexo a escala mundial por parte de la ONU

Estos grupos intolerantes ultrareligiosos al conocer este informe el pasado 15 de diciembre, comenzaron a manifestar su rechazo e inconformidad al mismo, y comenzaron a publicar diversas notas en contra en numerosos sitios catolicos en internet. Juan C. Sanahuja, en una colaboración para Religión en Libertad, fue uno de los primeros en responder, y advirtió que la ONU, a través de la alta comisionada Navanethem Pillay, esta en la busqueda de “imponer” el estilo homosexual, lo que representa un “peligroso avance del totalitarismo gay”.

El informe es claro y busca el reconocimento de los derechos de los homosexuales en los estados que aun mantienen politicas homofobas para este colectivo y que atentan contra los derechos individuales. Este informe establece que “la criminalización de actos homosexuales privados y con consentimiento viola los derechos a la privacidad y a la no discriminación”.

Sosteniendo ademas que la ley internacional requiere “asegurar que las parejas del mismo sexo no casadas sean tratadas de la misma manera y gocen de los mismos beneficios que las parejas heterosexuales no casadas”. También reclama a los Estados “facilitar el reconocimiento legal de la preferencia de sexo de los transexuales”.

Los ataques de seguidores de la iglesia catolica a este informe tambien llegaron desde el sitio HazteOir.org, recomendada por la agencia Catholic.net, considera que la ONU realiza una “reinvención de derechos pro LGTB” y que el informe carece “de base en el derecho internacional”, y señala que no se puede apelar a la “antidiscriminación” para “eliminar todas las distinciones legales basadas tradicionalmente en el sexo, como el género y el matrimonio” o “para abolir el poder de los Estados soberanos para legislar en lo que respecta a moral pública y asuntos concernientes a la salud”.

En sintesis, numerosas voces ultracatolicas se encuentran alarmadas con el reciente informe de la ONU que solo expresa su posicion frente a las injusticias y atrocidades que diferentes estados se encuentran aplicando (legalmente) al colectivo LGBT. Una vez mas la intolerancia y homofobia de estos grupos demuestra la falta de coherencia y sensibilidad humana de los mismos.

Fuente: CA

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *